17.3 C
Buenos Aires
miércoles, julio 24, 2024
CULTURA

Un lujoso petit hotel de principios del siglo XX en Retiro abre sus puertas al público

El Petit Hotel de Retiro, una joya arquitectónica ubicada en el barrio porteño de Retiro, data de principios del siglo XX y se inauguró en 1908. Después de décadas como residencia privada y posteriormente como centro de neurociencias, el hotel abre sus puertas por primera vez para que turistas y vecinos puedan disfrutar de su encanto histórico y arquitectónico. La edificación, considerada Patrimonio Histórico de la Ciudad de Buenos Aires, exhibe el estilo Liberty Milanés y cautiva con su fachada adornada de flores, angelitos y guirnaldas. Además, cuenta con puertas de roble y hierro que le confieren un aire misterioso.

El Petit Hotel de Retiro, ubicado en la calle Suipacha al 900, es un tesoro oculto en pleno microcentro porteño, a pocos metros de Plaza San Martín. Con una extensión de casi 600 metros cuadrados distribuidos en cuatro plantas, el hotel alberga 20 ambientes y cinco baños, ofreciendo una experiencia única a los visitantes que se aventuren en su doble circulación.

El arquitecto Bernardo Milli fue el responsable de dar vida a esta obra maestra en 1908, creando un espacio que encanta a los especialistas en patrimonio. Enrique Espina Rawson, experto en patrimonio, describe al Petit Hotel como un lugar que transporta a un cuento de hadas y que ha sido preservado en su esencia original. Aunque se desconoce quiénes habitaron en él, su arquitectura y diseño evocan una época de esplendor y elegancia.

Por su parte, Javier Barros, propietario de Suipacha 940, adquirió el Petit Hotel en 2018 con la intención de establecer un centro de neurociencias llamado Neurocare, el cual se encuentra en funcionamiento actualmente. Barros destaca su pasión por los petit hoteles y menciona que se han realizado pequeñas renovaciones, como pintar y poner en valor los ascensores, sin alterar su estilo original.

No obstante, Barros también menciona los desafíos que enfrentaron durante la restauración. La construcción de un edificio contiguo provocó daños en las paredes del Petit Hotel, incluyendo humedad, vibraciones e incluso riesgo de derrumbe. Afortunadamente, las reparaciones necesarias fueron realizadas para preservar la integridad del lugar.

En tanto, Iván Malesani, experto en art noveau, señala que el Petit Hotel de Retiro se enmarca en la corriente del liberty, también conocida como Art Nouveau en Italia. Esta denominación surge de los almacenes londinenses Liberty & Co, que suministraban objetos relacionados con este movimiento arquitectónico a Italia. La presencia del estilo liberty en el Petit Hotel destaca su importancia como representante de la primera vanguardia de la arquitectura del siglo XX.

La apertura del Petit Hotel de Retiro brinda a los visitantes la oportunidad de sumergirse en la historia y el encanto de una época pasada. Su belleza arquitectónica y su valor patrimonial lo convierten en un referente cultural imperdible tanto para los turistas como para los residentes de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Con su fachada deslumbrante, su arquitectura exquisita y su atmósfera única, el Petit Hotel de Retiro se presenta como un tesoro oculto que finalmente revela sus puertas al público, invitando a todos a maravillarse con su encanto histórico y artístico. No hay duda de que esta apertura representa una oportunidad única para explorar y disfrutar de una joya arquitectónica que ha permanecido en silencio durante tanto tiempo, y que ahora se convierte en un testimonio vivo de la riqueza cultural de la ciudad de Buenos Aires.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¡Vamos las Plazas!: El regreso de un clásico esperado por chicos y grandes

Noticias al Despertar

La Ciudad celebró el 25 de Mayo con una fiesta en la sede de Parque Patricios 

Noticias al Despertar

Fiesta “Chamamecera” en Figueroa Alcorta y Dorrego

Noticias al Despertar