17.3 C
Buenos Aires
viernes, abril 19, 2024
INTERÉS GENERAL

Detallan las 13 variables clave para el nuevo esquema de subsidios en luz y gas

La Secretaría de Energía revela las claves del próximo sistema de subsidios a la luz y el gas, enfocándose en una Canasta Básica Energética. Los criterios de exclusión y la relación con los ingresos del “Grupo Conviviente” serán determinantes.

La Secretaría de Energía se encuentra en la fase final de la definición de un innovador esquema de asignación de subsidios para los servicios de luz y gas. Este sistema, que será presentado en audiencia pública este jueves, se apoyará en una Canasta Básica Energética (CBE), buscando optimizar la asignación de recursos y adaptarse a la realidad climática y demográfica de cada región del país.

En este sentido, el secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, adelantó que se establecerá un límite del 10% de los ingresos del “Grupo Conviviente” para subsidiar la diferencia en el costo de la CBE. Esta nueva política contempla tres tipologías de hogares según la cantidad de convivientes, con el objetivo de ajustar los subsidios de manera más equitativa.

Asimismo, se han delineado 13 variables que podrían excluir a ciertos usuarios del beneficio, haciendo que el nuevo esquema sea más restrictivo que el anterior. Entre estas variables se encuentran la titularidad de bienes de lujo, la posesión de vehículos recientes y la pertenencia a directorios empresariales, entre otros.

Las 13 variables de exclusión:

  1. Que la CBE no supere el 10% de los ingresos del “Grupo Conviviente”.
  2. Titularidad de una aeronave.
  3. Titularidad de embarcación de lujo o con fines recreativos.
  4. Titularidad total de dos o más inmuebles.
  5. Titularidad de al menos un automóvil con una antigüedad inferior a 5 años o dos automóviles con una antigüedad menor a 10 años.
  6. Titularidad de al menos un automóvil de lujo o colección independientemente de la antigüedad que registra.
  7. Titularidad de medicina prepaga no vinculada a empleo en relación de dependencia (total o por derivación).
  8. Más de una salida a países no limítrofes en los últimos 5 años.
  9. Pertenencia al directorio o ser propietario de una empresa privada (IGJ).
  10. Consumos en tarjeta de crédito superiores a cinco Salarios Mínimos Vitales y Móviles (SMVM), lo que equivale a $1 millón.
  11. Compra de moneda extranjera en al menos uno de los últimos tres meses.
  12. Consumos en billeteras virtuales superiores a cinco Salarios Mínimos Vitales y Móviles (SMVM), lo que equivale a $1 millón.
  13. Consumos en telefonía móvil superiores al 25% del Salario Mínimo Vital y Móvil (SMVM), lo que equivale a $50,700 desde marzo.

Por su parte, la determinación de qué hogares podrán acceder al subsidio se realizará a través del Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE), que recopila información sobre los ingresos de los solicitantes y su grupo conviviente. Este registro se actualiza periódicamente, ajustando los montos de subsidio según el coeficiente de variación salarial (CVS).

Además, la Secretaría de Energía implementa una exhaustiva verificación de la información declarada en el RASE, cruzando datos con el Sistema de Identificación Nacional Tributario y Social (SINTyS) y otras fuentes estatales para garantizar la veracidad de las declaraciones.

Asimismo, se consideran las zonas bioambientales del país para determinar la CBE, dividiendo el territorio en seis áreas que reflejan las distintas realidades en cuanto a accesos, usos y consumos energéticos. Este enfoque permite una asignación más precisa de subsidios de acuerdo con las necesidades específicas de cada región.

El Gobierno avanza en la definición de un esquema de subsidios más ajustado y equitativo, priorizando la asignación de recursos según las características de cada hogar y región. La implementación de la Canasta Básica Energética y las variables de exclusión buscan garantizar una distribución más justa de los subsidios, aunque implicará nuevos incrementos en las facturas para algunos usuarios. Este cambio, previsto para mayo, marca un paso significativo en la gestión de los recursos energéticos del país, alineándose con la búsqueda de una mayor eficiencia y equidad en el acceso a los servicios esenciales.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

En el Día Nacional del Mate: ¡Esa costumbre tan argentina!

Noticias al Despertar

La Fraternidad anunció un paro de trenes para este miércoles 

Noticias al Despertar

Feriado Largo: Cronograma completo sobre el funcionamiento de los Servicios Públicos

Noticias al Despertar