22.6 C
Buenos Aires
martes, febrero 27, 2024
INTERÉS GENERAL

El sábado inicia el carnaval porteño con recortes y murgas en alerta

El gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires recortó el Carnaval porteño, generando preocupación entre las murgas que anuncian “estado de alerta y movilización”. Jorge Macri, jefe de gobierno, enfrenta críticas por limitar los corsos a solo 15 eventos y reducir en más del 40% los cortes de calles respecto al año pasado.

En un contexto de incertidumbre y recortes, el Carnaval porteño dará inicio este sábado, extendiéndose a lo largo de los fines de semana y feriados del 12 y 13 de febrero. La comunidad murguera, conformada por 130 agrupaciones y 15.000 personas, se encuentra en “estado de alerta y movilización” frente a la decisión del gobierno de Jorge Macri de limitar la festividad a 15 corsos y disminuir significativamente los cortes de calles.

Felipe Fiscina, director del centro murga Los Arlequines de la R y delegado de las murgas porteñas, expresó su descontento: “El jefe de gobierno porteño, Jorge Macri, decide darle la espalda a su pueblo. Estamos organizando un plan de acción frente a la intención de recortar esta fiesta que es un lugar histórico de resistencia cultural y popular, siempre se ha caracterizado por eso.”

Asimismo, Fiscina señaló que, además de los nueve corsos en calles y avenidas, habrá cinco eventos en plazas y uno en el Polideportivo Colegiales, distribuidos en diversos barrios como Boedo, Mataderos, Villa Pueyrredón, Villa Urquiza, Saavedra, Villa Crespo, Pompeya, Caballito y Villa Lugano.

En una entrevista, el delegado destacó la importancia de retomar el festejo en las calles: “Para nosotros volver a festejar el carnaval es una alegría inconmensurable, nos gusta mucho salir a la calle, divertirnos con nuestros vecinos y vecinas, con nuestros propios compañeros de la murga. Es algo para lo que nos preparamos todos los años y no vemos la hora de que llegue febrero.”

Ante la consulta sobre posibles dudas acerca de la realización de los corsos debido al contexto actual, Fiscina afirmó: “No estuvo nunca en duda el carnaval. La situación que está atravesando el país genera incertidumbre, pero no tuvimos dudas de que el carnaval porteño iba a suceder, tal vez no sabíamos cómo.”

En cuanto a los desafíos económicos, el director mencionó la dificultad para el sostenimiento de las murgas: “Si bien la murga trasciende lo económico, porque la murga es el juntarnos entre murgueros y murgueras, también es cierto que cuando vos estás pensando cuánto te va a salir un micro, la plata que tenés con el subsidio que nos da Ciudad de Buenos Aires nunca alcanza.”

En el mismo sentido, Fiscina resaltó el papel histórico de las murgas como lugares de resistencia cultural y popular, recordando la participación activa durante la pandemia con 80 ollas populares mensuales en toda la Ciudad de Buenos Aires. Además, subrayó la importancia de las murgas en los momentos de crisis, siendo un elemento presente en la vida cotidiana de los barrios.

En cuanto a los cambios sociales, el delegado reconoció el impacto de la virtualidad, pero aseguró que las murgas continúan siendo un punto de encuentro en el territorio: “Si alguien que está en el barrio quiere encontrar a alguien, va a saber que va a encontrar a la murga el sábado a la tarde en la plaza.”

En conclusión, a pesar de los desafíos económicos y los recortes gubernamentales, las murgas porteñas se preparan para celebrar el Carnaval como expresión cultural, barrial y popular, manteniendo viva su tradición de resistencia en momentos difíciles.

 

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Semana Santa en la Ciudad

Noticias al Despertar

A partir de hoy se corta por la noche un tramo de la avenida

Noticias al Despertar

Un espectáculo astronómico que no te podés perder: ¡El Cometa Verde!

Noticias al Despertar