TURISMO

Los Oscars tendrán museo propio: avanza un templo dedicado a la magia del cine

"Tiburón", en escala real

«Tiburón», en escala real

El Museo de la Academia, un templo dedicado a la magia de las películas de todos los tiempos, se prepara para abrir sus puertas en la ciudad de Los Ángeles el próximo 30 de septiembre en un edificio de seis pisos, con objetos icónicos de recordados filmes y exposiciones inaugurales a cargo de Pedro Almodóvar, Spike Lee y Hayao Miyazaki.

Los zapatitos rojos de Dorothy (Judy Garland) en «El Mago de Oz», el vestido que utilizó Salma Hayek para interpretar a Frida Kahlo (en el film «Frida»), las puertas originales del café de «Casablanca» o el trineo de «El ciudadano» (de Orson Welles) son solo algunas de las piezas que estarán en exhibición de manera permanente, además de las exposiciones temporarias, en este complejo de 27.000 metros cuadrados.

«Nuestro museo será icónico en el mundo, con colaboraciones muy fructíferas. Tenemos un futuro muy lindo por delante. Es emocionante poder trabajar con tantos genios. Va a ser un espacio mágico, en Los Ángeles, para el mundo», dijo a Télam el mexicano Raúl Guzmán, del equipo curatorial de lo que será la principal institución del mundo dedicada al arte y la ciencia del cine, en la esquina de Wilshire Boulevard y Fairfax Avenue, con vista -desde la terraza- a las colinas de Hollywood.

Guzmán trabajó como director artístico de NBC Universal, fue director adjunto de Cinema Tropical y organizó ciclos de cine junto con el Guggenheim y el Museo del Barrio, entre otros.

 
La experiencia del Academy Museum of Motion Pictures comenzará en el Gran Lobby del Edificio Saban, en la sala de la familia Spielberg, que estará abierta al público de forma gratuita y rodeará a los visitantes con múltiples pantallas que ofrecerán una rápida de la historia del cine, desde los hermanos Lumière a la actualidad. Allí mismo se podrá apreciar el objeto más grande de toda la colección: el único modelo de tiburón que sobrevivió al paso del tiempo, de 500 kilos y siete metros de largo, hecho en fibra de vidrio, que se utilizó en el clásico de 1975 de Steven Spielberg, y que el cineasta bautizó como «Bruce, the shark», en homenaje a su abogado.

En el tercer piso, los visitantes se encontrarán con los originales de «E.T. el extraterrestre», los entrañables R2-D2 y C-3PO de la saga «Star Wars» junto a modelos, maquetas, disfraces y animaciones utilizadas en Blancanieves y Bugs Bunny, entre otras figuras de la cinematografía animada.

«Abriremos el Museo de la Academia con exposiciones y programas que iluminarán el complejo y fascinante mundo del cine -su arte, tecnología, artistas, historia e impacto social- a través de una variedad de voces diversas y atractivas. Contaremos historias de la creación cinematográfica celebratorias, educativas y, a veces, críticas e incómodas, con una perspectiva global», señaló su director Bill Kramer.

Además de las muestras que recorrerán el trabajo, influencias y pasiones de Spike Lee, Pedro Almodóvar y el genial creador Miyazaki -«Mi vecino Totoro», «El viaje de Chihiro» y «La princesa Mononoke»-, habrá una exhibición en 2022, «Regeneration: Black Cinema 1898-1971» que destacará el trabajo de cineastas afroamericanos independientes, con la intención de «redefinir la historia del cine estadounidense» y «presentar una historia más inclusiva», en palabras del director.

«Creo que la museología y el ámbito cinematográfico, por mucho tiempo, han excluido a muchas personas y con este museo tenemos la posibilidad de invitarlos a que sean parte, a que vean dentro de las colecciones su propia historia.»

Raúl Guzmán

Sin dudas, uno de los imperdibles del museo será la «Experiencia Oscar», un entorno inmersivo que permitirá a los visitantes simular la experiencia de subir al escenario del teatro Dolby, aplausos de por medio, a recibir una estatuilla; muy cerca de la sala dedicada a narrar los inicios del cine en el plano tecnológico: linternas mágicas, zoótropos y cámaras oscuras.

Télam: ¿Qué consecuencias tuvo la pandemia en los planes del Museo de la Academia?
Raúl Guzmán: Tuvimos que cambiar la fecha de inauguración. Estábamos programados para abrir en abril pero como los casos aumentaron tuvimos que posponer la apertura para septiembre. Pero aunque tuvimos este cambio de fecha igual pudimos lograr bastantes cosas el año pasado, trabajando desde casa: recaudamos los 388 millones de dólares para nuestra campaña, hemos empezado a instalar objetos en el museo. Me enorgullece que hayamos logrado tanto a pesar de lo que está pasando en el mundo.

T: ¿Crees que Hollywood está enfocando su mirada hacia las voces históricamente marginadas?
RG: Sí, es una pregunta muy importante. Para mí, como curador, es importante postular una nueva museología que aborde temas como la inclusión en el cine. Tenemos que encontrar la manera de que el museo invite a todo tipo de personas. Creo que la museología y el ámbito cinematográfico, por mucho tiempo, han excluido a muchas personas y con este museo tenemos la posibilidad de invitarlos a que sean parte, a que vean dentro de las colecciones su propia historia. Con el equipo que hemos creado será posible. Llevamos varios años trabajando con un comité que nos asesora en términos de inclusión, pensando en diferentes estrategias para crear un museo que invite a todos, ya que muchas comunidades han sido marginadas. Este será un museo para todos.

T: ¿Cómo se elige cada uno de los objetos que forman parte de la colección?
RG: Es importante crear una historia y pensar en lo que queremos que el público se lleve. Escogemos piezas que cuenten historias inclusivas y diversas, y que sean también icónicas. Cuando las estamos seleccionando pensamos en la narrativa de la exhibición, en el diseño, en cómo las piezas dialogan entre sí. En los próximos años podremos incorporar a las exposiciones todas las piezas que quedaron afuera de la primera fase. La selección es mi parte favorita del trabajo. Tenemos piezas de la tecnología cinematográfica, vestuarios, materiales de diseño de producción, premios. La colección comenzó en el 2008 y sigue creciendo. Es muy emocionante poder traer objetos a la colección y que se siga expandiendo para que tengamos una vista mundial del cine.

T: Las exposiciones inaugurales estarán a cargo de los ganadores del Oscar Spike Lee y Pedro Almodóvar. ¿Qué se puede adelantar de esas exhibiciones?
RG: Nuestras exposiciones inaugurales abarcarán tres pisos. La curaduría de Spike Lee es con enfoque en la dirección y estamos creando una exhibición con él sobre sus influencias y sus procesos creativos. Creo que la exposición va a gustar mucho porque recoge varios objetos de su propia colección. Podrán ver sus influencias cinematográficas. Va a ser agradable para el público y para sus fanáticos. Pronto tendremos más detalles de la muestra de Almodóvar. Es un artista tan icónico que deja su marca en todo lo que hace, desde el afiche de sus películas hasta las actuaciones, el diseño sonoro, etcétera. Tiene un estilo singular.

T: Destacados figuras del cine colaboran con el museo: el ex presidente de Walt Disney, Bob Iger, fue uno de los donantes para la campaña de recaudación; el CEO de Netflix, Ted Sarandos, es el presidente del Consejo de Administración del que también participan actores como Tom Hanks y Annette Bening. Imagino que para cualquier figura de Hollywood debe ser difícil negarse a participar de alguna exposición…
RG: Ha sido una experiencia muy agradable trabajar con artistas del calibre de los que estamos hablando. Todas han sido colaboraciones fructíferas. Nuestro museo será icónico en el mundo. Tenemos un futuro muy lindo por delante. Es emocionante poder trabajar con tantos genios. Va a ser un espacio mágico, en Los Ángeles, para el mundo.

Related posts

«Las vueltas del odio», un libro que rastrea las dinámicas del autoritarismo en la sociedad actual

admin

Llegan a la Argentina los especialistas que estudiaron el ADN de Leonardo Da Vinci

admin

Una antología con textos de Josefina Ludmer para pensar la crítica como polémica

admin