WeCreativez WhatsApp Support
Nuestro equipo de atención al cliente está aquí para responder sus preguntas. ¡Pregúntenos cualquier cosa!
Hola como le puedo ayudar
ESPECTÁCULOS

Entre los ideales y la crudeza de la política

@AnaliaCab

El paraíso de la democracia escandinava nos mostró sus puntos flojos en la aclamada “Borgen”, una serie danesa de tres temporadas que está completa en Netflix y pertenece a la (subjetiva, claro) lista de “visión obligada”. Es un gran éxito y no pierde vigencia a pesar de haber terminado originalmente en 2013. La buena noticia es que la plataforma ordenó un cuarta parte, todo un desafío ya que los años transcurridos fueron vertiginosos a nivel social, cultural y tecnológico en todo el mundo.

Como la nueva entrega llegará recién en 2022 hay tiempo, para los que aún no lo hicieron, de ver este gran producto, en cierta forma predecesor nórdico de la multi premiada “House of cards”. La política como motor y yugo de las naciones es el eje central, pero detrás y adelante de todo está una mujer. Birgitte Nyborg (Sidse Babett Knudsen, vista luego en “Westworld”) es una dirigente del Partido Moderado en Dinamarca que llega a ser Primera Ministra sorteando muchos obstáculos tanto sexistas como de corrupción y deslealtades.

El sistema danés, mucho más transversal y transparente -al menos eso intenta- que el que conocemos, también dificulta lograr consensos y mantener alianzas para esta mujer honrada, llena de buenas intenciones pero con poca cintura y manejo político, que a veces puede parecer algo naif.

Birgitte además tendrá que lidiar con su condición de madre y esposa, tan duros de combinar con el trabajo más importante del país. Su carácter irá cambiando a medida que nota que las cosas se les pueden ir de las manos muy fácilmente. ¿Cómo estar en todos lados al mismo tiempo? Los dilemas de la mujer moderna se concentran todos, en la piel de Nyborg, que además irá aprendiendo mucho de su rol sobre la marcha, dudando y tomando decisiones, siempre con consecuencias.

Sidse Babett Knudsen: “Estudié a políticos, activistas, todo el que tenga poder, y analicé sus elementos en común y sus diferencias. También a figuras femeninas de otros países”.

La recién llegada al gobierno comienza con inseguridades sobre su aspecto -mujer al fin, ¡cuánto cuesta sacarnos esa idea!- pero de a poco gana poder y con ello, autoconfianza. Sin embargo, también perderá mucho en el camino.

La actriz de madre italiana, hoy tiene 50 años, y la fama internacional con “Borgen” la encontró pasados los 40, con una mirada madura sobre la vida. Muy celosa de su intimidad –“Tengo derecho a una vida privada. Nunca he entendido que para vender una película tenga que enseñar mi dormitorio”– dijo alguna vez, sí adora hablar de su trabajo.

“Me concentré en la naturaleza de lo que tenía que emprender. Una persona de poder. Estudié a políticos, activistas, quien se te ocurra que tenga poder y tuve que analizar qué son los elementos en común y sus diferencias. Esa fue la raíz de cómo compuse el personaje. También poder estudiar figuras femeninas de otros países me ayudó a contrastar y aportarle más matices”, explicó Sidse.

Por A.C.

Related posts

Dalma y Gianinna registraron la imagen de Diego Maradona

admin

Alfredo Leuco: “A Máximo no le salió bien la jugada de quedarse de prepo con el PJ bonaerense”

admin

Brenda Asnicar se separó de El Duki y ¿ya consiguió nuevo novio?

admin